Angus & Julia Stone - Grizzly Bear

Queda poco más de una semana para que acabe este 2018 y como viene siendo habitual es momento de parar y reflexionar sobre todo lo que he vivido y experimentado durante este año que a bote pronto os confieso que ha sido en todos los aspectos uno de los mejores años (sino el mejor) de mi vida.

A modo de evaluación y musicalmente hablando, vamos a comenzar por el principio. Todos los años me gusta hacer un ranking o un top de canciones que por alguna razón o motivo han sido especiales o importantes para mí tanto en mi vida personal como profesional.

Las estadísticas no engañan y Spotify en mi resumen anual me ha confirmado lo que intuía; Angus & Julia Stone ha sido el grupo que más he escuchado durante todo este año. La verdad no me sorprende porque además de ser uno de mis grupos favoritos, ha habido una canción en concreto que ha formado parte de la banda sonora de mi 2018.

Tengo una costumbre que se puede considerar ya una manía. Cada año, o mejor, cada cierto tiempo, suelo elegir una canción. Siempre la misma. La cual la uso para hacer la prueba de sonido en los diferentes sitios en los que actúo tanto los que conozco como los que voy por primera vez. Generalmente suele ser una canción que escucho a menudo y que he escuchado tantas veces que la puedo reproducir en mi cerebro de memoria y os aseguro que además de la letra, conozco todos y cada uno de los puntos graves, medios y agudos de la canción. Lo que me ayuda a saber si el sonido está a mi gusto bien ecualizado o no. En mi profesión hacer una buena selección musical y una buena sesión es muy importante, pero sonar bien es fundamental.

Desde comienzos de este año ‘Grizzly Bear’ de Angus & Julia Stone ha sido la canción que además de darme energía positiva, buenas vibraciones y hacerme revivir buenos momentos, la he usado para todas y cada una de las pruebas de sonido que he tenido y la verdad es que me ha dado muy buena suerte ;) Antes de compartirla con vosotros, dejadme que os presente a este grupo de folk acústico integrado por un par de hermanos australianos.

2011-photo-sml-2.jpg

Su historia es curiosa porque inicialmente cantan por separado y no es hasta el año 2006 cuando deciden unirse y publican un EP en el que la canción ‘Paper Aeroplane’ se convierte en un éxito nacional y comienza a sonar en las radios australianas. En 2007 fichan por EMI Music Australia y publican un album que les coloca en el top 5 de las listas australianas consiguiendo además un disco platino que les daría el salto a la fama y una posterior gira por Europa y Estados Unidos.

Una vez acabada la gira con gran éxito, se mudan a Nueva York y se centran en grabar su segundo album que se publica en 2009 con un single llamado ‘Big Jet Plane’ que se convierte en un hit mundial.

Entre 2010 y 2013 se separan decidiendo emprender sus carreras en solitario y publicando tanto Angus como Julia 2 nuevos albums.

Circunstancias de la vida, ambos se encontraban en Los Ángeles en el año 2014. El prestigioso productor Rick Rubin queda impresionado y hechizado por su música. Se pone en conctacto con ellos y a pesar de que habían decidido continuar en solitario, consigue convencerles y los junta en su casa-estudio de Malibú donde acaban realizando un nuevo album que lleva el nombre de la propia banda; Angus & Julia Stone.

93cad2588bcd2eda-RICKRUBIN-2016-3647.jpg

Rick Rubin además de productor, es músico y Dj original de los Beastie Boys. Destacar que ha producido nada más y nada menos que a artistas como Tom Petty, Johnny Cash, AC/DC, Red Hot Chilli Peppers, Bob Dylan, Rolling Stones, Metallica, Muse, Justice, Kanye West, Adele, Lana Del Rey o Ed Sheeran entre otros.

0517_rubin_01_1.0-2.jpg

Como curiosidad, su estudio de grabación se encuentra en el interior de un autobús antiguo aparcado en el jardín que fue el que usó Bod Dylan durante una de sus giras. Por fortuna, su casa no fue una de las afectadas en el catastrófico incendio de Malibú del pasado mes de Noviembre. Gerard Butler, Lady Gaga, Kim Kardashian o Guillermo del Toro no corrieron la misma suerte.

C_010276-KL-GQstyle.jpg

Volviendo a los protagonistas. Yo conocí a este grupo en el año 2010 por su canción ‘Big Jet Plane’ pero no fue hasta el año 2013 cuando me enganchó. Ese verano lo pasé en Barcelona y cada noche y cada día en cada club, terraza, beach club o cualquier lugar con rollo sonaba la canción ‘Paper Aeroplane’ de Angus & Julia Stone editada por el dj y productor italiano Francesco Rossi.

Ese edit se convirtió en la banda sonora y en la canción del verano 2013 especialmente en la temporada y en los cierres de cada uno de los clubs de Ibiza.

A partir de ese momento, Angus & Julia Stone se convirtió en uno de mis grupos favoritos y de referencia. A finales del año pasado publicaron su último album llamado ‘Snow’ siendo gran parte de la banda sonora de mi 2018 con ‘Grizzly Bear’ como canción más especial. Además este año he podido cumplir el sueño de verlos en directo por primera vez y os aseguro que no será la última.

Domingo 15 de Julio de 2018 en un Festival en el anfiteatro Jean-Deschamps en el interior del castillo de Carcassonne. Un precioso pueblo medieval ubicado en el sureste de Francia.

Hizo una tarde de verano de 30 grados con un anochecer rojizo inolvidable en la que Francia acababa de ganar el mundial de fútbol y el público, mayormente francés, vibró con todas y cada una de sus canciones. Como colofón final, y como no podía ser de otra manera, Angus & Julia Stone se despidieron con su canción ‘Chateau’ de ese precioso castillo. Justo en ese momento como si estuviera preparado, a la vez que el confeti sobrevolaba el escenario, bajó de golpe la temperatura y comenzó una tormenta de verano en la que durante 30 minutos diluvió como si no hubiera un mañana. Puedes verlo aquí:

Sin más dilación, os dejo con mi querido ‘Grizzly Bear’. Denle al play, cierren los ojos y disfruten.